Una original idea que muestra las consecuencias de sus actos a los conductores irrespetuosos

Todos hemos sido testigos alguna vez de personas que sin ningún escrúpulo suelen estacionarse obstaculizando las rampas para discapacitados, impidiendo de esa manera el libre tránsito. 
 
Por ello, la escuela de manejo argentina Drivers decidió darles una buena lección a estos conductores con una original acción publicitaria de ambient marketing que ciertamente haría sentir vergüenza a cualquiera. 
 

The Ramp Lesson” fue ideada por la gente de la agencia VML y consistió en colocar enormes rampas alrededor de los autos estacionados en lugares no permitidos, para que un atleta paraolímpico contratado las saltara con su silla de ruedas y así quede registrado para el conductor gracias a un código QR en un sticker que en la ventana de su carro fue pegado. 
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
Cargando…