Técnicas de dibujo con acuarelas para principiantes

Si te encanta dibujar y pintar, pero estás cansado de los medios tradicionales que comúnmente se utilizan, no te preocupes que en este artículo tenemos lo mejor para ti.

¿Alguna vez has probado las acuarelas o has oído hablar de ellas?, bueno son básicamente pinturas (no como las témperas, pero similares) hechas a base de agua y no son nada tóxicas. Vienen de forma compacta (como si fueran una sombra de ojos) solo para que con la ayuda de un pincel y agua puedas empezar a pintar.

Además de ser sencillas para utilizar, también cuidan el ambiente en donde se trabaja, ya que no suelen ensuciar tanto. Además, son completamente diferentes a las pinturas normales, pues no tienen el mismo acabado.

Con las acuarelas puedes crear dibujos minimalistas y muy sobrios, donde los colores pasteles son los protagonistas de los bocetos, por ello son muy cotizados dentro del círculo de pintores de naturaleza muerta, paisajes y retratos.

 

Conoce las mejores técnicas de dibujo con acuarelas para principiantes

via GIPHY

Formas de aplicar la acuarela a tus dibujos

 

1. Para tu comodidad usa una paleta

La paleta te permite tener mayor comodidad al momento de realizar tus bocetos. Para que los colores salgan vivos y perfectos, mezcla tres tonos diferentes del mismo color (de claros a fuertes).

Para el primer color, use su pincel para aplicar alrededor de ocho gotas de agua en un espacio vacío de la paleta. Luego, sumerja su pincel aún húmedo en su acuarela humedecida y transfiera un poco de color al agua que coloca en el pozo.

Para el segundo, aplica cinco gotas y realiza el mismo procedimiento que al principio. Si crees que está muy claro puedes aplicar más color, pero si lo quieres más oscuro puedes aplicar la pintura directamente de la paleta, sin necesidad de disolverlo tanto.

2. Del estuche al lienzo para colores profundos

Si crees que aún no tienes el color que deseas, puedes aplicar la pintura directamente desde el estuche, solo con la ayuda de un pincel húmedo.

Si desea un tono muy claro, sature el pincel con agua y toque la punta con la pintura. Si coloca el pincel sobre papel y la concentración de color es inesperadamente alta, vuelva a sumergirlo en el agua y aplique esa agua directamente sobre el lienzo pintado.

3. En superficie húmeda o seca

Para este tipo de dibujo, hay dos formas de preparar las superficies del lienzo donde empezaremos a dejar volar nuestra imaginación.

Superficie húmeda

Tienes que mojar el pincel en agua (sin pintura) y pasarlo sobre el área donde deseas crear un lavado con acuarela. El lienzo tiene que estar mojado, pero no empapado.

Superficie seca

 Tienes que contar con un pincel muy absorbente que te permita combinarlo con la pintura, mientras está húmedo.

Como puede ver, cada uno de estos estilos de lavado tiene un efecto ligeramente diferente. El lavado de la superficie húmeda es un poco más suave y soñador, mientras que el lavado de la superficie seca parece más profundo y directo.


Papel Seco / Papel Húmedo

4. Piensa muy bien antes de pintar

Las acuarelas igual que las temperas, son difíciles de borrar, por eso es mejor que puedas pintar de claros a oscuros, para que si tienes que corregir algo sea más fácil arreglarlo.

Si crees que te vas a pasar de la raya o quieres dejar algunos espacios en blanco, puedes utilizar cinta adhesiva, para que sea más fácil. O puedes colocar pequeños trozos de papel agarrados con clips para que se te haga más sencillo.

5. Más pintura de la necesaria

Muchas veces creemos que mezclamos mucha pintura y que al final vamos a terminar desperdiciando. Sin embargo, esas cosas no son muy usuales con las acuarelas.

Los expertos recomiendan que siempre mezcles más de lo necesario (hasta que agarres el ritmo), pues muchas veces se nos acaba y tenemos que replicar el color, lo cual nunca nos sale igual a la primera vez. Cosa que es algo frustrante para los pintores y más cuando eres principiante.

6. Todo tiene solución en el mundo de las acuarelas

Este punto es el más importante y el mejor de todos. Cuando eres principiante siempre se suele cometer uno que otro error ¿cierto?, bueno para eso está la solución.

Con las acuarelas, a diferencia de otras herramientas para pintar, sí se puede borra, pero tu dirás ¿Cómo?… El exceso de acuarelas o si hiciste alguna línea que no querías lo puedes borrar con un pañuelo de papel húmedo, una esponja o un cepillo (puede ser el de dientes) limpio y húmedo. Y listo, todo solucionado.

 

Mejores técnicas de dibujo con acuarela para principiantes

 

Usar sal ayudará a darle un efecto de granizo

Para usar la sal, primero elige uno o dos colores y pinta el área de trabajo. Luego, mientras la pintura esté todavía húmeda, espolvorea la sal sobre la parte superior. Deja que se seque por completo y luego usa la uña o sopla suavemente para eliminar la sal.

Papel Seda, brindará una sensación de degradado

Arruga un trozo de papel de seda y colócalo encima de la pintura húmeda, luego presiona suavemente sobre el papel con las palmas de las manos y finalmente retiralo suavemente.
Ojo: No dejes que se seque, sino el papel se pegará a tu hoja de trabajo.

Alcohol etílico, para dar la ilusión de pequeñas luces

Con la ayuda de un hisopo esparce pequeñas gotas sobre tu dibujo. Recuerda que el dibujo debe estar aun húmedo.

Fuente: Google

Crayola, magia al alcance de tus ojos

Realiza un dibujo con la ayuda de una crayola blanca, y luego pinta con las acuarelas sobre él. Esta técnica es muy divertida, ya que tú mismo te sorprenderás de los resultados tan alucinantes. Esta técnica parece magia.

Fuente: Pinterest

Tinta, traza un diseño y colorea

Realiza el contorno de un dibujo con un lapicero, lápiz o carboncillo,  y luego rellenalo con la ayuda de las acuarelas.  Tal como lo harías con un libro para colorear.

Gotas de agua, dan un efecto de manchas

Sumerge el pincel en agua o el otro color disuelto y deja que la pintura gotee sobre el dibujo cuando aún esté húmedo. Para que sea más fácil y rápido puedes agitar suavemente el pincel hacia el papel para que gotee.

Salpicado, utiliza varios colores para darle vida

Esta técnica es la más sencilla e ideal para cualquier tipo de dibujo. Le dará a tu trabajo un efecto divertido y fuera de lo normal. 

Aquí solo tienes que agarrar diferentes tipos de colores y hacerlos salpicar con la ayuda de un pincel.

Transparencia; mismos colores, diferentes tonos

Esta técnica trata de sobreponer colores parecidos o que sean un poco más fuertes,  creando una especie de capas. Lo ideal es realizar el pintado de claros a oscuros. Otra técnica super alucinante.

Te puede interesar:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

También te puede interesar