Cómo contar historia con datos y hacer un informe a tus clientes

historia-con-datos

Las historias venden, ya sea que esté explicando un producto o un conjunto de datos. Por ello, aprender a contar una historia con datos es una habilidad importante. Además, al hacerlo estará demostrando el valor que tiene su agencia.

En 2009, los investigadores antropológicos ganaron $8,000 en baratijas por las que pagaron solo $1.25 cada una. ¿Qué hizo que estos artículos se sintieran valiosos para los compradores? En realidad, cada baratija iba acompañada de una historia convincente escrita en la descripción de eBay del artículo.

El hecho es que las historias venden, ya sea que esté explicando un producto o, en su caso, un conjunto de datos. Por lo que aprender a contar una historia con datos es una habilidad importante para demostrar su valor a sus clientes. De esa manera, es como te ganas su confianza, les vendes tus servicios y obtienes negocios repetidos.

Entonces, para contar una historia con datos debe considerar sus datos sin procesar como piezas de una gran historia que aún no se ha contado. Para ello, establezca una tesis, desarrolle una narrativa, elabore la historia y cuente esa historia. Toso ello a través de poderosas visualizaciones para atraer a los clientes.

Establezca una tesis que guiará su historia de datos

Primero, encuentre una narrativa dentro de los datos. Busque lo que sus datos le dicen. Pues esa se convierte en la tesis de su historia, su argumento. Luego, comience a formular preguntas sobre lo que dicen los datos, identifique tendencias y formule una hipótesis. También pregúntate lo siguiente:

  • ¿Qué intentas explicar con los datos? Su tesis debe responder a esto.
  • ¿Cuáles son tus metas? Tus objetivos son lo que estás tratando de argumentar o probar con tu historia.
  • ¿Cuál es el conflicto en los informes de sus clientes? Esto identificará el punto central de la historia con datos, el conflicto.
  • ¿Estás tratando de conseguir la compra? Responder a esta pregunta te ayudará a determinar cómo enmarcas tu historia con datos.

Después de hacer esto, busque correlaciones, identifique tendencias, valores atípicos y establezca comparaciones. Estas ideas formarán la base de su historia.

Desarrolle una narrativa y luego adáptela a su audiencia

Adapte su narrativa a su audiencia para asegurarse de que se aplique a su cliente. Supongamos que está trabajando con gerentes de marketing que desean saber cómo se está desempeñando su contenido. En este caso, querrá adaptar su historia con datos para que se centre en métricas o datos. Los cuales, son importantes para el marketing de contenido. Como aperturas de correo electrónico o rendimiento de búsqueda.

Personalizar los informes de los clientes y contar una historia con datos son buenas maneras de generar confianza con los clientes. De hecho, aceptarán más sus conocimientos, lo que es bueno para ellos y para el negocio. Debido a que ayuda a que el cliente se vea a sí mismo como el personaje principal. Además, adaptar su narrativa ayuda a crear una comprensión compartida de esos datos. Debido a que es una forma de poner a todos en la misma página.

Adaptar su historia con datos requiere que haga una pequeña investigación preliminar sobre su cliente. Primero, comience con la audiencia a la que se está presentando. Pueden ser gerentes de marketing o ejecutivos. Pero, el punto es que diferentes audiencias tienen diferentes objetivos en mente. Por lo que debe tener diferentes ángulos para cada audiencia.

Asimismo, tiene más sentido hablar sobre los objetivos comerciales generales y el rendimiento con un director de marketing. Pues ellos son los que tienen el poder de tomar decisiones estratégicas. Por ello, use el mismo lenguaje que usaría su audiencia y asegúrese de hablar en términos concretos.

Concéntrese en atribuir el éxito o el fracaso a los objetivos comerciales generales de la marca. Y use un lenguaje en su historia con datos que describa ese éxito en términos concretos. Para que así pueda respaldar el cómo aumentó o disminuyó en lugar de bueno o malo.

desarrolle narrativa para historia con datos

Agrega imágenes

Los elementos visuales pueden ser cualquier representación gráfica en su historia con datos. Estos pueden ser diagramas de flujo, gráficos de barras, embudos o infografías. Es más, puede usar imágenes para hacer comparaciones entre dos puntos de datos diferentes. Lo que facilita contar su historia general.

En realidad, las imágenes son excelentes para comunicarse con audiencias no técnicas. Y la mayoría de las veces, son sus principales tomadores de decisiones.

Cómo contar una historia con datos usando contenido visual

Para empezar, elija una imagen que cuente la historia. Trate de no saturar su informe con tablas o gráficos innecesarios. También, incluya una línea de base cero para que pueda demostrar de manera más efectiva las fluctuaciones en los datos.

Por otro lado, elija la visualización adecuada para el tipo de datos que está mostrando. De modo que la audiencia solo tenga que mirar el contenido para comprenderlo.

Ponlo todo junto

La elaboración de una historia con datos a través de informes de clientes requiere que se acerque a los datos como un autor abordaría los fragmentos sueltos de una historia. Aquí se incluyen cosas como el contexto, los personajes, el conflicto y las soluciones. Además, es su trabajo unirlos a todos de forma lineal. De esa manera usted podrá armar lo siguiente.

Cómo establecer la historia con datos

Establecer el contexto de la historia con datos: ¿Cuál es la situación y por qué se lo cuentas a tu audiencia? Elabore un gancho atractivo para involucrar a sus clientes. De hecho, los buenos ganchos son los que involucran al cliente. Puesto que son excelentes maneras de iniciar los informes de sus clientes y lograr que sus clientes se involucren.

Crea personajes: Para esto pregúntese: ¿Quiénes son los actores clave que están involucrados? Esto lo ayudará a definir mejor a su audiencia. Y si puede posicionar a sus clientes o su negocio como un personaje, tendrá una historia con datos más convincente en sus manos.

Plantea el conflicto: El conflicto es el quid de su historia. O en su caso, es el problema en cuestión que sus datos han revelado. En esta etapa es justo profundizar en los datos y establecer el conflicto como algo que involucra directamente a los personajes, que son tus clientes. Incluso si está reportando un desempeño positivo. Puesto que, aún puede usar esto como una oportunidad para hacer proyecciones sobre el crecimiento de su cliente. O lo que podría lograr bajo su guía. Con ello estará más próximo a su nuevo paso, la solución.

Ofrezca una solución: Estableció el contexto para la historia con datos, identificó a sus clientes como el personaje principal y puso en juego el desempeño de su organización durante la etapa de conflicto. Ahora te toca a ti ofrecer soluciones a dicho conflicto. En realidad, esta es su oportunidad tanto para resolver el problema del cliente como para defender el valor que brinda.

Obtenga los datos para guiar su narración

Si tiene dificultades para obtener datos confiables y de alta confianza para elaborar sus historias. Así como para demostrar el ROI de sus servicios, pruebe un software de atribución de marketing como CallRail.

Ciertamente, este software de atribución utiliza una variedad de técnicas. Tales como el seguimiento de llamadas, el seguimiento de formularios y la inteligencia de conversaciones. Para así, poder determinar qué estrategias y campañas de Marketing Digital son más efectivas para atraer clientes potenciales de calidad.

Te puede interesar:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
loadingCargando...

También te puede interesar