‘Cryptoqueen’ acusada por fraude de OneCoin y buscada por el FBI

Cryptoqueen acusada por fraude de OneCoin y agregada a la lista de los más buscados del FBI

‘Cryptoqueen’ acusada por $US 4 mil millones de dólares en fraude de OneCoin y es agregada a la lista de los más buscados del FBI. 

‘Cryptoqueen’ acusada por fraude y buscada por el FBI

La mujer conocida como «Cryptoqueen» que defraudó a miles de millones a través de una criptomoneda que no tenía valor real antes de desaparecer. Ahora, el Buró Federal de Investigaciones (FBI) la agregó a su lista de los 10 fugitivos más buscados. De hecho, Ruja Ignatova es la 11ª mujer en la historia en ser agregada a la lista. 

Quién es ‘Cryptoqueen’

Nacida el 30 de mayo de 1980 en Sofía, Bulgaria, Ignatova pasó la mayor parte de su juventud en Schramberg, Alemania. Ella estudió derecho internacional en 2005 y escribió una disertación sobre el derecho de conflictos. Después trabajó en la consultora de gestión global McKinsey & Co antes de invertir en su negocio de moda, Ice Queen, cuando tenía 31 años.

En 2012 fue condenada por fraude en Alemania por participar en retrasar la insolvencia de la planta de fundición de Waltenhofen con su padre Plamen Ignatov. También se la vinculó con BigCoin, una criptomoneda de marketing multinivel fallida, en 2013. Pero ella es más famosa por el esquema Ponzi de criptomoneda OneCoin.

Cryptoqueen acusada por fraude y buscada por el FBI

OneCoin

OneCoin se etiquetó como el «futuro del dinero», una nueva criptodivisa que prometía ser la mayor del mundo. Ignatova lanzó OneCoin en 2014 con Sebastian Greenwood, que actualmente está en prisión a la espera de juicio. En 2017 se habían invertido más de 4.000 millones de dólares en la criptomoneda.

El éxito de ignatova alcanzó su punto máximo en 2016 cuando, a los 36 años, presentó OneCoin en el escenario del estadio Wembley de Londres. Ella prometió que la criptomoneda transformaría la vida de las personas no bancarizadas. Y continuó recorriendo el mundo con la esperanza de atraer a más inversores. Se le denominó “Cryptoqueen” por esto. 

La mentira de “Cryptoqueen”

La ciptomoneda no tenía blockchain, una pieza de información que mantiene un registro de las transacciones realizadas por las criptomonedas, según el FBI. Pero, One Coin afirmó tener una cadena de bloques privada. Esto contrasta con otras monedas virtuales, que tienen una cadena de bloques descentralizada y pública.

Lo que significa que la moneda no tenía valor real y a los inversores se les pidió que confiaran en OneCoin. Es decir, que las ventas de monedas funcionaron como un esquema piramidal. Además,  los miembros tenían que reclutar a otros para comprar la criptomoneda sin valor.

“Cryptoqueen” buscada por el FBI

Ignatova fue acusada en un tribunal de Nueva York y se emitió una orden federal de arresto en 2017. El 6 de febrero de 2018, se emitió una acusación sustitutiva acusando a Ignatova de un cargo cada uno de conspiración por cometer fraude electrónico. También por conspiración para cometer lavado de dinero, conspiración para cometer fraude de valores y fraude de valores. Pero ella nunca ha presentado la corte.

De hecho, la Dra. Ignatova ha estado desaparecida desde que abordó un vuelo en Bulgaria a Grecia en 2017. El FBI está ofreciendo una recompensa de $145,000 por información que conduzca a su arresto. Se cree que la ahora de 42 años puede estar viajando con guardias armados y puede haber tenido una cirugía plástica. El FBI también señala que habla inglés, alemán y búlgaro y puede estar viajando con un pasaporte fraudulento.

Quién más estuvo involucrado

Tras la desaparición de la Dra. Ignatova, su hermano Konstantin Ignatov se convirtió en la cara pública de OneCoin. Él se declaró culpable en 2019 de cargos de lavado de dinero y fraude, y está a la espera de ser sentenciado por los delitos. Testificó en la corte en 2017 que su hermana había sospechado de su entonces novio, Gilbert Armenta, un hombre con el que planeaba fugarse. Sus instintos eran correctos: descubrió que él estaba trabajando como informante del FBI para atrapar a “Cryptoqueen”.

Ella dejó el país poco después y no hay información de ella desde entonces. Armenta se declaró culpable y espera su sentencia. También estuvo involucrado el abogado de OneCoin Mark Scott, sin embargo, está apelando a sus cargos.

Conclusión

El concepto de criptomonedas siempre se relaciona con libertad financiera, pero también con estafadores. Por ello, las autoridades de Estados Unidos están trabajando para disminuir las amenazas de fraude en torno a esto. Actualmente, hay una pérdida de confianza en las criptomonedas que difícilmente se podrá recuperar. 

Te puede interesar:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
Cargando...

También te puede interesar