Impresiona a tu público con la impactante Fotografía Bokeh

Seguramente, has oído hablar alguna vez sobre el efecto Bokeh, cuyo nombre es un término en japonés que significa desenfoque. Eso es precisamente en lo que consiste esta técnica fotográfica. Este efecto se obtiene trabajando con poca profundidad de campo y es muy común encontrarlo en las fotografías navideñas, en donde resaltan las pequeñas luces de navidad. Si quieres aprender cómo impresionar a tu público con lo impactante fotografía Bokeh, has llegado al lugar correcto.

Primero, comprende qué tipos de bokeh podemos encontrar

Muchos se preguntan ¿cuántos tipos de bokeh hay?, sin embargo tenemos que decirte que los tipos radican en la calidad de la lente y la construcción del diafragma. Esto quiere decir que mientras el objetivo sea de mayor calidad, más láminas de diafragma tendrán, dando como resultado un bokeh de mejor calidad, teniendo un efecto más suave y difuminado.

Por el contrario, si tenemos un objetivo de menor calidad, el número de láminas del diafragma se reducirá, produciendo así un bokeh demasiado marcado y duro, lo que genera unos resultados de muy baja calidad. Si estás pensando en realizar este tipo de fotografías, necesitas analizar el tipo de objetivo y la cantidad de láminas del diafragma.

La mayoría de éstas suelen estar compuestas por 6 láminas. Sin embargo, los de mejor calidad pueden estar por encima de las 8 o llegar, incluso, hasta 11 láminas. Para poder saber toda esta información tienes que revisar las especificaciones técnicas de los objetivos. Esta especificación normalmente la encuentras parecida a “número de láminas de diafragma”.

Ten en cuenta la profundidad de campo que usas para hacer tus fotos

Como todos sabemos, la profundidad de campo es la zona que aparece enfocada en nuestra composición fotográfica. Esta profundidad puede ser mucha, lo cual se suele usar para fotografía de paisaje, donde se requiere enfocar completamente toda la escena.

Aunque, también podemos usar la profundidad de campo en un nivel más bajo, el cual suele funcionar para aislar al sujeto fotográfico del fondo. Es bastante usada en lo que es fotografía de retrato. En el caso del efecto bokeh, requerimos usar la profundidad de campo para lograr conseguir ese efecto de desenfoque en nuestras imágenes.

Necesitas usar la apertura del diafragma para controlar mejor la luz

Seguramente, ya sabes que la apertura de diafragma es lo que nos permite controlar la cantidad de luz que ingresa por nuestro objetivo, hasta llegar a nuestro sensor fotográfico. El diafragma se encuentra en el interior de nuestro objetivo, el cual consta de unas Láminas.

Éstas son las que se cierran o abren para dejar ingresar la correcta cantidad de luz para hacer nuestras fotografías. Si queremos tener buenas fotos bokeh, entonces debemos usar una gran apertura de diafragma, esto quiere decir que usaremos valores como f/1.4, f/1.8, f/2 o f/2.8.

Distancia focal, para un desenfoque de mejor calidad

Es bien sabido que la distancia focal hace referencia al espacio que hay entre el sensor y el centro óptico del lente. Es precisamente allí donde pasan los rayos de luz y son redirigidos al sensor fotográfico. Sucede que cuando disparamos con una gran distancia focal, nos estamos acercando mucho más. Sin embargo, tendremos un menor ángulo en nuestra escena.

Por el contrario, mientras menor sea nuestra distancia focal, más nos estaremos alejando de nuestro objetivo fotográfico, aunque tendremos un mejor ángulo. Es importante que manejes la distancia focal, ya que las variables que le hagas a éste impactan en otros parámetros

Recuerda que mientras mayor distancia focal utilices, tendrás un mayor desenfoque. Esto quiere decir que tendrás un efecto Bokeh mucho más marcado. Ten en cuenta que cuanto más separado esté el primer plano del fondo, mucho más acentuado será el efecto Bokeh. 

Te puede Interesar:

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

También te puede interesar