¿Cómo conseguir el efecto seda en fotografía?

Una de las técnicas fotográficas más impactantes es la fotografía de agua. Esto se debe a que en estas suelen incluir el movimiento y caída de los ríos, lagunas o cascadas, las cuales pueden lucir atractivas en la composición de nuestras fotografías. Sus saltos y su caída hacen que llame la atención del espectador, por eso es importante conocer cómo hacer el efecto sedoso. Si aún no has probado cómo conseguir el efecto seda en fotografía, es el momento  que empieces

El efecto sedoso que ves en muchas de las fotografías, son aquellas en las que el agua parece que es una tela traslúcida. Lo que genera que ésta parezca una espuma o una manta de seda. Este efecto es increíble, sobre todo en una cascada da la sensación que estuviera cayendo seda en lugar de agua.

Este tipo de efecto hace que tus fotografías adquieran un toque más llamativo e impactantes. ¿Por qué son tan espectaculares? Pues verás, en primer lugar es que la cámara es capaz de capturar la caída del agua de una manera que el ojo humano no puede. Esto quiere decir que es un fenómeno que sucede realmente en la naturaleza.

En segundo lugar, resulta una fotografía increíble, porque produce una sensación de serenidad y fluidez. Esto logra cautivar la atención de los espectadores. Esta es una forma fácil de trasmitir tu mensaje y sentimientos, haciendo tu fotografía más atractiva aún. 

Aspectos que debes tener en cuenta para lograr las fotos con efecto de seda

Velocidad de obturación: debes usar una velocidad de 30 segundo a más, esto dependerá de cuánta suavidad le quieras dar al agua. Ten en cuenta que cuanto mayor tiempo dejes ingresar la luz a tu obturador, más suaves será el movimiento en tus imágenes. Por lo que las líneas que deje el agua serán mucho más sedosas. Es fundamental que sepas qué es y cómo se realiza la fotografía de larga exposición.

Luz del ambiente tenue: esto quiere decir que al momento de fotografiar, debes contar con una iluminación uniforme y débil. De lo contrario, será muy difícil compensar el exceso de luz con la sensibilidad ISO baja o con el diafragma cerrado. Recuerda el “triángulo de la exposición”, el cual está conformado por la velocidad, diafragma y sensibilidad.

Estabilidad: es necesario contar con un buen trípode o estar en una superficie estable. Esto se debe a que tu cámara no debe sufrir ningún tipo de movimiento o vibraciones. Para eso tienes que saber cómo hacer una fotografía de larga exposición con el correcto trípode.

El lugar: como habrás podido ver, este tipo de imágenes funcionan mejor cuando el agua está en movimiento. Con esto queremos decir que la imagen resulta más atractiva cuando el movimiento es mucho más notorio. Aunque el protagonista es el Agua, no descuides el fondo de tu composición. Solo así lograrás que el espectador se sienta dentro de tu fotografía.

La configuración de la cámara para hacer el efecto seda en fotografía

  1. Lo primero que debes hacer es quitar los filtros que estés usando. De este modo, podrás ajustar el foco y el encuadre. Recuerda que el filtro de densidad neutra ND reduce la cantidad de luz que ingresa a través de tu sensor. Por lo que, si lo usas no podrás ajustar el foco y tampoco te permitirá visualizar algo por el visor.
  2. Recorre todo el lugar hasta que encuentres un lugar firme donde puedas colocar el trípode con tu cámara. Así reduces las probabilidades que tu sensor capte algún tipo de vibración o movimiento.
  3. Ajusta la apertura de diafragma dependiendo la profundidad de campo que deseas conseguir en tu toma. Acuérdate de siempre tener en mente hacer la mejor exposición posible.
  4. Una vez que ya tienes definido el enfoque y encuadre, así como la apertura del diafragma ya puedes colocar los filtros que necesites. Estos pueden ser los de densidad neutra, los polarizadores, etc.
  5. Ahora solo te queda ajustar la velocidad de obturación. Recuerda que ésta será la que te de ese efecto sedoso. Además, la velocidad de obturación es lo que compensará la falta de luz que tendrás por usar un filtro de densidad neutra y un diafragma cerrado.
  6. Es el momento de disparar tu cámara fotográfica. Lo mejor sería que usara un disparador remoto, de tal manera que no tengas que oprimir el disparador de tu cámara y así no te arriesgas de tener ningún tipo de movimiento.
  7. Una vez que se haya cumplido el tiempo de la toma, verifica los resultados de tu fotografía. No olvides que si activas la opción de reducción de ruido, el tiempo de la toma será del doble.

¿Cuáles son los pasos para lograr el efecto seda en la fotografía?

No utilices los modos automáticos: en este tipo de fotografías el modo automático no te servirá. De igual forma, los modos semiautomáticos no te harán sacarle el debido provecho a tu cámara. La mejor opción es usar el modo manual, el cual da el control al fotógrafo sobre sus fotografías.

Limpia tus cristales: siempre es importante mantener limpio tanto los lentes de tu objetivo como los filtros que vayas a usar. Esto tiene como objetivo tener imágenes con buena calidad y nitidez.

Limpia el sensor de tu cámara: si quieres mantener la calidad de tus fotografías, debes cuidar de cada pequeño aspecto. El polvo y las partículas se pueden acumular en tu sensor. Esto se hará más notorio si trabajamos con diafragmas muy cerrados. Por eso es tan importante que mantengas a tu sensor limpio. Si no sabes cómo limpiar tu dispositivo puedes leer tips para saber cómo limpiar una cámara réflex.

Apaga la opción de reducción de ruido: si deseas ahorrar tiempo entre tus tomas, lo mejor es que deshabilites la reducción de ruido. Como estamos trabajando con ISOs bajos, no corres el riesgo de producir tanto ruido fotográfico. 

Te puede Interesar:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

También te puede interesar