¿Qué es el flujo de trabajo en fotografía y cómo lograrlo?

Muchas veces, empezamos un proyecto fotográfico, pero a veces no logramos terminarlo por diferentes motivos. Es ahí donde entra a tallar el flujo de trabajo en fotografía, el cual se trata de cómo trabajar desde un comienzo hasta el final con un proyecto. Además de distribuirlo a nuestra manera. Por eso, en este artículo leerás algunas etapas que sí o sí necesitas implementar en tu próximo trabajo, para que no falles.

1. Empieza a buscar ideas de proyectos fotográficos que quieres desarrollar a corto plazo

Lo primero y el básico de todos: buscar ideas de proyecto fotográficos. Puedes utilizar varias apps de inspiración, también, puedes investigar en Youtube, Facebook, en páginas de fotografía, entre otros, pues solo debes encontrar el que más vaya con tu estilo.

Existen una gran cantidad de diferentes proyectos creativos para hacerlos y dejar fluir tu imaginación. La mejor parte, es combinar varios de ellos. Solo tienes que saber qué quieres mostrar en este proyecto, porque debes recordar que la fotografía transmite situaciones, emociones, etc. 

2. Planifica y arma tus ideas en un moodboard de proyectos de fotografía

Al tener las ideas para tu proyecto de fotografía, tienes que plasmarlas en un moodboad (tabla de inspiración). Después de eso, marcar las que quieres cumplir primero, para empezar a planificar la producción.

Después de organizar el desarrollo de trabajo, tienes que ver si cumples con el equipo fotográfico, modelos, lugares, accesorios, etc. Es importante, para que no pierdas tiempo, pues de eso se trata el flujo fotográfico, trabajar con el tiempo planeado para lograr tu objetivo.

3. Realiza la sesión de fotos de acuerdo a los trabajos fotográficos que has elegido

Es momento de salir a capturar y hacer la sesión de fotos. Primero, trata de respetar el concepto de los trabajos fotográficos que has elegido. Pues tienes que enfocarte en desarrollarlo y no atrasarte. Cumple con todos los elementos que se necesitan en una sesión de fotos.

Si tu proyecto es tiene como escenario las calles, trata de visitar temprano los lugares para que las personas externas no se crucen con la sesión. Por otro lado, haz lo posible por cumplir los tiempos establecidos, por eso cita a tus modelos con una hora de anticipación. Además, también te servirá para que puedas ver los planos, el encuadre, los ajustes de la cámara, la vestimenta, etc.

4. Selecciona y haz la edición fotográfica del trabajo realizado

Al finalizar la sesión, sigue la planificación de tu flujo de trabajo y cumple con el periodo establecido para la selección de imágenes. Pues algunas veces, se tiene que tomar una cierta cantidad de tiempo para tener un buen contenido con el cual trabajar.

Por otro lado, ten ya un par de ideas de edición fotográfica del trabajo que quieres darle a la imágenes. Se recomienda que este tipo de proyectos tenga una misma tonalidad de paleta de colores, para que tenga una buena visión. Estos presets,puedes crearlos desde Photoshoop, Lightroom o aplicaciones de celular.

5. Publica tus proyectos fotográficos en redes sociales

Finalmente, al tener todo este contenido hecho, es momento de publicar los proyectos fotográficos en redes sociales. Ya sea Instagram, fanpage de Facebook, blog de fotografía, Flickr, Behance, etc. Pero sí o sí debes difundir este tipo de labor, para que las personas conozcan tu arte y que puedes manejar un buen flujo de trabajo.

6. Ahora, vuelve a realizar otra vez el mismo proceso para crear y mantener proyectos fotográficos originales

Después de haber finalizado con este flujo fotográfico, es el momento de volver hacerlo, pues esto permitirá que no pierdas contenido. Muchas veces, hacemos tantas cosas a la misma vez, que al final no todas las terminamos de publicar, por eso es mejor utilizar un workflow, para crear proyectos fotográficos originales.

Te puede interesar:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

También te puede interesar