Todo lo que debes saber sobre la exposición de luz en fotografía

La base para obtener una buena imagen es la exposición fotográfica, sin restarle la importancia a la composición. Puesto que si no realizas los pre ajustes necesarios, la imagen no se vería nada bien, aparte de salir sub expuesta o sobre expuesta, mejor conocido como las fotos quemadas, ya que la luz que ingresa a nuestra cámara juega un papel muy importante.

Para darnos un concepto básico de este término; se refiere a la luz que ingresa a la cámara o mejor dicho al sensor, pues esta herramienta mide el tiempo de cuándo entra la luz. En este artículo leerás absolutamente todo sobre esta función y las claves para lograr una buena exposición fotográfica.

Los tres tipos básicos de exposiciones fotográficas

Cuando comenzamos en el mundo de la fotografía debemos estar atentos y sobretodo conocer los términos fotográficos. Es así que en el tema de exposición tiene sus variantes, que en algunas ocasiones nos puede ser de mucha ayuda. Sin embargo, otras veces nos puede fallar y tener resultados pésimos. Lo tipos de exposición de fotos, es un punto importante en el tema de fotografía, porque sabremos en qué momento nuestra foto está expuesta, sobreexpuesta y subexpuesta.

Fotografía Subexpuesta, contiene poca luz y notoriedad del ruido

Simplemente, es donde nuestra foto tiene poca luz, tiene ruido y no se nota muy bien el retrato. Es ahí donde debemos empezar a manejar y calcular la velocidad de la luz para no capturar una fotografía sub expuesta. Aparte de manejar un buen balance del ISO, velocidad y diafragma.

Aunque claro, muchas veces podemos realizar un buen pre ajustes e igual saldrán fotos oscuras. Es ahí donde debemos darnos cuenta que tenemos que limpiar nuestro objetivo. Algunas cámaras digitales suelen sub exponer la imagen, para evitar la pérdida de datos de la exposición correcta.

Exposición de Fotografía correcta, la que debemos manejar para disparar sin ningún problema

Simplemente es la que tiene todos los parámetros de ajuste exactos, donde se puede  obtener un buen trabajo fotográfico. Además que no se necesitaría de mucha ayuda de un editor. Aunque claro tener la exposición de fotografía correcta, puede ayudarnos muchas veces a sub exponer la imagen en la edición sin perder la calidad de imagen.

Fotografía Sobreexpuesta, la clásica imagen que sale muy blanca y esta “quemada”

Realmente es donde la imagen es demasiado clara. Uno de los motivos principales de la fotografía sobre expuesta, es la apertura máxima del diafragma o la velocidad lenta. Este tipo de exposición da el efecto blanquísimo a lugares específicos de la imagen, lo cual puede afectar y verse de una calidad baja. Aunque esto no sucede cuando es intencional y quieren generar este efecto.

Las claves para una exposición correcta en fotografía

Tal como mencionamos los tipos de exposición, también existen los parámetros claves para realizar una buena exposición fotográfica. Los elementos principales son el diafragma, velocidad e ISO. Saber manejar estos puntos clave a la perfección hará que obtengas grandes fotografías. Te explicamos cada punto.

  • Apertura del diafragma: su función principal es determinar la cantidad de luz que ingresa al sensor de nuestra cámara. Es decir que si abrimos más nuestro diafragma, entrará más luz y obtendremos un retrato sobreexpuesto, y si lo disminuimos, el resultado será una foto sub expuesta.
  • Velocidad de exposición: se encarga de marcar el tiempo que queremos que la luz entre, ya sea lento, medio o rápido. Esto irá directamente a nuestro sensor. Por ejemplo, si configuramos a una cierta cantidad de tiempo que entre la luz, se demorará en calcular la luz ideal.
  • Sensibilidad del ISO: el ISO es uno de los factores más importantes en la fotografía, porque nos ayudará a saber cuánta luz extra se necesita. Sin embargo, al darle una cantidad mayor, la captura tendrá ruido, será de menor calidad, y se obtendrá una fotografía sobre expuesta. Es por eso que se recomienda mantener el ISO en 100 e ir aumentando como se crea conveniente.

Cómo interpretar un histograma y usar el exposimetro fotográfico para una correcta fotografía

Algunas veces, se ha confundido el histograma y exposímetro fotográfico, los cuales sí tienen una relación, pero brindan información diferente, porque el histograma nos dará una medición real de nuestra foto, es decir que nos dirá si nuestra foto está sobreexpuesta o no después de haberla tomado.

En cambio, podemos medir el pre ajustes y demás con el exposímetro fotográfico antes de capturar. Es decir, mide si los valores que hemos configurado están bien o no. ¿Cómo se sabe eso?, cuando el marcador se encuentra en el lado izquierdo significa que está oscura la toma, y cuando está para la derecha está sobre expuesta. Debe marcar en el medio para poder realizar una buena foto sin complicaciones.

Te puede interesar: 

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

También te puede interesar