Todo lo que debes saber acerca de los fotómetros para fotografía

Los fotómetros para fotografía son uno de los accesorios favoritos de miles de fotógrafos y definitivamente lo recomiendan, ya que no solo les hace el trabajo más fácil, sino que además es una gran fuente de ayuda, para medir la iluminación de tus fotografías. Pero antes de empezar a contarte, te contaremos un poco de historia.

Este accesorio fotográfico surgió a finales del siglo XIX, en Inglaterra, como sustituto de la forma anterior en cómo se medía la luz, ya que era un sistema complicado que implicaba el uso de productos químicos. Pero no solo eso, también otra forma era utilizar placas de selenio.

Tiempo después, los fotógrafos se dieron cuenta que éstas limitaban mucho su trabajo, ya que solo medían ambientes con poca iluminación, como atardeceres o luz de velas, entre otras. Algunos las consideraban perfectas, porque se usaban junto con cámaras mecánicas y manuales.

¿Qué es y para qué sirve el uso de un fotómetro?

Cuando comenzamos en el mundo de la fotografía nos preguntamos ¿Qué es y para que sirve un fotómetro?. Es un dispositivo utilizado para medir diversos aspectos de la intensidad de la luz. El cual se utiliza para realizar pruebas en ambientes, suelo y en el agua; la cual es perfecta para comparar la iluminación que proviene de diferentes fuentes, como la natural y la del flash.

Los fotómetros están creados y sirven para encargarse de la medición, en cuanto a intensidad, iluminación y absorción de luminosidad que capta una toma. Quiere decir que captan y promedian un lapso de lecturas de luz, para dar la opción de que los fotógrafos puedan establecer sus exposiciones de forma adecuada, ya que el brillo variará de acuerdo al lugar, persona o elemento, incluso en un objetivo que tiene gran influencia fotográfica.

¿Como utilizar un fotómetro de la manera correcta?

A todos nos queda claro que los fotómetros están hechos y creados para medir y controla la iluminación, ya sea reflejada o incidente, el cual gracias a sus controles, nos ayuda a saber los valores de exposición de la escena que se fotografiará. Entonces para que nos quede aún más claro, hay que saber cómo utilizar un fotometro 

  • Fotómetro de luz reflejada: Si es hecha con una cámara, quiere decir que está integrado a ella, lo que se tiene que hacer es escoger el tipo de medición que sea necesario para el lugar y la toma. Pues de eso depende de que se logre o no, una buena exposición, quiere decir que te ayudará a configurar el ISO, obturación y diafragma. Lo cual reflejará en el histograma de tu cámara.

 

  • Fotómetro de luz incidente: Éste se encarga de medir la escena, quiere decir la natural, pero sin mezclar el tono que cada objeto de ella refleje. Quiere decir que una forma correcta de utilizarlo es primero medir el ISO de forma manual, escoger la velocidad de obturación correcta y una vez que se hagan esas configuraciones, recién puedes empezar a medir la luz del lugar. 

¿Cuanto tipos de fotómetro hay en el mercado ?

Vienen en diferentes presentaciones y formas, los cuales cumplen funciones que estén de acuerdo a la necesidad del fotógrafo, conoce los 5 tipos de fotómetro que hay en el mercado.

1. Fotómetro integrado o exposímetro, viene incorporado en la mayoría de cámaras digitales

Cuando se inició el uso del fotómetro, siempre fue de forma individual, hoy en día puedes encontrar este tipo de accesorio incorporado en diferentes tipos de cámaras, los cuales además de ahorrar dinero, facilita el trabajo de miles de fotógrafos principiantes. Ya que el medidor viene incluido de forma interna, pues viene configurada para leer la intensidad y la luminiscencia de forma automática.

2. Fotómetro de mano, sirve como principal medidor de iluminación

Cumple la misma función que el que viene incorporado en la cámara, pero lo que lo diferencia es que ayuda con las lecturas de luz en áreas específicas del punto que se capturará.

3. Fotómetro puntual, puedes medir la luminosidad de diferentes lados y combinarlas

Este tipo de accesorio permite tomar diversas mediciones, de distintos lugares, llamados puntos o spots. Permitiéndote configurar la exposición de las cámaras, resaltando las áreas específicas, previamente leídas. Algunos equipos dan la opción de multisegmento, lo que permite realizar lecturas de forma simultánea.

4. Fotómetro de luz incidente, controla la luminosidad que cae sobre el objetivo

A diferencia de los otros tipos, este no ayuda a medir la cantidad de luz reflejada, sino la que cae sobre el objetivo, usando la medición incidente. Quiere decir que da mediciones más exactas, tanto de la del ambiente, como la del flash.

5. Fotómetro de color, mide la intensidad de color que refleja el modelo

No solo mide la cantidad de luz reflejada o que cae sobre el objetivo, sino también la intensidad de color que bota. Perfecto para equilibrar la saturación del color y el matiz de tus fotografías.

¿Qué se debe tener en cuenta antes de comprar un fotómetro?

Lo importante que debes de considerar en la compra de un fotometro, es si verdaderamente lo vas usar, cuanto de utilidad le darás, para qué lo quieres y cuánto estás dispuesto a gastar. Una vez que ya tengas esas preguntas resueltas tienes que considerar estos puntos, que te ayudarán a decidir si de verdad vale la pena que inviertas en este equipo y que debes de tomar en cuenta antes de comprarlo.

Perfecto si realizas sesiones en estudios o exteriores

Si eres de los fotógrafos súper pro, definitivamente te ayudará mucho tener un accesorio como este, pues te ayudará a controlar la luz del lugar y perfeccionar la configuración de tu equipo.

Alta capacidad de ritmo de lectura

Quiere decir que lo normal es que trabajes con varios tipos de iluminación, por lo que contar con esto como parte de tu equipo te permitirá medir la sincronización de alta velocidad HSS. Pero considera que no es necesario, si aún eres principiante o si solo deseas controlar la iluminación del lugar.

Fácil de usar, sin complicaciones que te retrasen tu labor

Cuando escojas el modelo perfecto debes tener en cuenta que éste debe ser fácil de usar, ya que lo importante es que tu trabajo sea fácil y rápido. Considera que la pantalla sea táctil, fácil lectura, memoria para recordar mediciones anteriores, entrada USB, batería duradera, tamaño, entre otros factores.

Tiene que tener un buen Lumisphere, que puedas remover en cualquier momento

A este punto seguro que ya sabes que es el Lumisphere, pero si no lo recuerdas, éste es la esfera blanca redonda que se encuentran en los fotómetros. Al comprar uno, tienes que considerar que se pueda rotar y que se pueda quitar para colocar otros accesorios.

Ten en cuenta que se pueda disparar de forma inalámbrica y sea compatible con tu equipo

Facilitará tu trabajo, un equipo sin cables te permitirá desplazarte por varios lugares de la escena. Eso te ayudará a que la comunicación entre tu flash y tu fotómetro sea perfecta.

Te puede interesar:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

También te puede interesar